Maduro: Obama debe pronunciarse sobre complot contra Venezuela

El presidente de Venezuela, Nicolás Maduro, acusó el lunes a Estados Unidos de estar detrás de las conspiraciones contra su país y pidió respuestas a su homólogo estadounidense, Barack Obama, sobre este asunto.
Maduro instó a Obama a pronunciarse sobre un supuesto plan para desestabilizar Venezuela en el que está vinculado Luis Posada Carriles, protegido por EE.UU., tras ser declarado terrorista por los Gobiernos de Venezuela y Cuba por ser el autor intelectual del atentado al vuelo 455 de Cubana de Aviación, en 1976, en el que murieron 76 personas.

“La primera pregunta que me hago es: ¿presidente Obama, es que usted no sabe que en Estados Unidos se conspira desde el grupo de Posada Carriles (...) para cometer actos terroristas y un magnicidio en Venezuela?”, afirmó el mandatario venezolano en declaraciones transmitidas por el canal estatal.

"¿Es que el presidente Obama no lo sabe? Es lo primero, si no lo sabe. ¿Es que es tan débil el presidente Obama que toman decisiones por él en los Estados Unidos de matar a un Jefe de Estado de América Latina sin que él lo sepa?”, dijo Maduro.

En referencia al supuesto plan para acabar con su vida, el presidente venezolano planteó que si Obama estuviese al tanto de los presuntos planes de magnicidio y no hiciera nada para detenerlos, podría ser porque no disponible del poder suficiente para evitarlo o porque podría haber decidido “eliminarme físicamente”.

Maduro hizo estas declaraciones el mismo día en el que el ministro venezolano del Interior, Justicia y Paz, Miguel Rodríguez Torres, anunció la detención de dos mercenarios colombianos, acusados de intento de magnicidio en el país bolivariano.

Según Torres estos detenidos pertenecen a un grupo compuesto por 10 individuos colombianos que logró ingresar al país con el objetivo de cumplir la misión de atentar contra la vida del presidente venezolano.

El ministro venezolano dejó claro que los organismos de seguridad de Venezuela seguirán los esfuerzos para suministrar seguridad a las autoridades de Venezuela, desmontar la conspiración internacional que pretende, por la vía de la violencia, desestabilizar el país, mediante un magnicidio.

Estos arrestos se producen después de que Torres anunciara el pasado junio la detención de nueve personas, en los estados occidentales de Portuguesa y Táchira, vinculadas con dos grupos paramilitares colombianos por supuestos planes de atentar contra Maduro.

nj/nl/ab/

No hay comentarios

DEJA UN COMENTARIO