Últimas noticias

¡ Ahora van por Venezuela !

En Consejo de Ministros celebrado el pasado viernes 13 de mayo desde el Salón Néstor Kirchner, en el Palacio de Miraflores, el presidente de la República Bolivariana de Venezuela, Nicolás Maduro Moros, aprobó un nuevo decreto de emergencia para enfrentar la crisis económica producto de la caída de los precios del crudo, a lo cual se ha sumado en las últimas semanas una arremetida de la derecha internacional pidiendo la aplicación de la Carta Democrática de la OEA para Venezuela y la intervención de tropas extranjeras en territorio venezolano.

“He decidido aprobar un nuevo decreto de Estado de Excepción y de Emergencia Económica, en donde se incluye el enfrentamiento a las amenazas externas. En Washington hubo hoy mismo una reunión de conspiración contra Venezuela y el expresidente Álvaro Uribe ha llamado a la intervención contra Venezuela. Estoy obligado a garantizar la soberanía en cualquier escenario desde el exterior”, explicó el primer mandatario.

“Es una de las cosas más graves que se dijeron en una reunión en Miami, grave reunión donde había un personajillo de la picaresca venezolana entre los promotores de la intervención armada extranjera contra Venezuela”, reveló el mandatario.

A la guerra económica a la cual han sido sometidos los venezolanos en los dos últimos años, se ha sumado ahora una serie de declaraciones de personeros de la derecha internacional en donde se ha llegado, incluso, a solicitar la intervención de fuerzas extranjeras en el país para “apoyar” a sectores oligarcas que buscarían generar desestabilización para intentar derrocar a la Revolución Bolivariana. “No podrán detenernos, estamos plantados junto a nuestro pueblo y seguiremos defendiendo a la patria frente a los embates de la guerra económica”, señaló Maduro.

“Hasta dónde hemos llegado para que un expresidente pida la intervención de Venezuela por parte de ejércitos extranjeros. Una amenaza como esta nunca había ocurrido en 200 años de historia, no me voy a quedar de brazos cruzados. Es la máxima expresión de la derecha golpista y tenemos que estar preparados para derrotarlos en cualquier escenario”, indicó el primer mandatario desde el Palacio de Miraflores. “Pido todo el apoyo de la unión cívico-militar para derrotar todos los planes de la derecha. Tenemos que seguir avanzando, no podemos distraernos de las grandes tareas de la Patria”.

“Este señor que odia a Venezuela y a Bolívar, y representa lo peor, el expresidente de Colombia Álvaro Uribe….hace un llamado a la intervención de un ejército extranjero en Venezuela”, reiteró Maduro, al difundir el video con las declaraciones del nefasto personaje colombiano, quien abiertamente pedía a algún país que pusiera a su ejército al servicio de lo que llamó la “defensa de la oposición venezolana”.

Uribe Vélez: Suspensión de Dilma Rousseff debe ser replicada en Venezuela

Los participantes en la Cumbre Concordia de las Américas esperan que este foro sirva de precursor e incubador de ideas y de generador de alianzas de cara a su reunión del próximo septiembre en Nueva York

El expresidente colombiano Álvaro Uribe Vélez dijo este jueves en Miami que la suspensión de la presidenta brasileña, Dilma Rousseff, debe ser replicada por Venezuela y su jefe de Gobierno, Nicolás Maduro.

El exmandatario, uno de los participantes invitados a la Cumbre Concordia de las Américas, sostuvo que la justicia brasileña ha actuado en forma imparcial y la decisión de la justicia, en contra de Rousseff, merece su respeto.

Entre tanto, el expresidente Uribe insistió en su llamado a una resistencia civil en Colombia para oponerse al acuerdo de paz que está sellando el Gobierno de Juan Manuel Santos, con el grupo narcoguerrillero de las FARC.

Por su parte, el expresidente boliviano Jorge Quiroga dijo que la separación de Dilma Rousseff, de su cargo, marca el principio del fin del denominado “socialismo del siglo XXI, filosofía impulsada por el chavismo en Venezuela.

Quiroga, otro de los invitados al evento multinacional, sostuvo que lo ocurrido en Brasil tendría que replicarse en Venezuela, pero, afirmó, el manejo “dictatorial” del sistema judicial por parte del Gobierno de Nicolás Maduro, lo impide en estos momentos.

Sin embargo, el expresidente boliviano argumentó que a partir de este jueves el proyecto “socialismo del siglo XXI” termina porque han caído los Kirchner, en Argentina y Rousseff, en Brasil, mientras que el chavismo, en Venezuela, tiene a la opisición dando pasos en ese sentido.

Mesa de análisis

El impacto internacional de las elecciones en EEUU, la crisis de Venezuela, el proceso de paz en Colombia, la normalización cubano-estadounidense y los Juegos Olímpicos en un Brasil convulso son algunos de los temas que la Cumbre de líderes Concordia tratará esta semana en Miami, informó EFE.

Unos 200 representantes de alto nivel de los sectores público y privado del continente americano se dan cita el jueves y el viernes en el Miami Dade College para tratar de asuntos de interés global, como la democracia, la energía, el comercio, la seguridad y la corrupción, y de otros más particulares y concretos.

El cofundador y director ejecutivo de la organización apolítica y sin ánimo de lucro Concordia, Matthew Swift, señaló en unas declaraciones a Efe que además de Venezuela, Cuba, Colombia y Brasil, el cambio de signo político en Argentina y el impacto de los Papeles de Panamá no van a pasar inadvertidos en el foro presidido por el exjefe del Gobierno español José María Aznar.

Swift, exalumno de la universidad Georgetown, fundó en 2011 con Nick Logothetis, un excompañero del mismo centro, la organización Concordia, que tiene como principio que las alianzas público-privadas son la herramienta ideal para dar solución a los problemas de un mundo cambiante como el actual.

Desde su fundación Concordia ha organizado cinco cumbres globales, una por año en coincidencia con la apertura del periodo de sesiones de la Asamblea General de Naciones en Nueva York, en septiembre, con un poder de convocatoria resonante: 40 jefes de Estado han respondido a sus invitaciones.

La de Miami, organizada en sociedad con Americas Society/Council of the Americas, es la primera de ámbito continental, aunque, según dijo Swift a Efe, ya se están planteando organizar una reunión fuera de Estados Unidos cada año.

Paula J. Dobriansky, exsecretaria de Estado para la Democracia y Asuntos Globales y enviada especial del presidente de EEUU para Irlanda del Norte, ocupa “la silla de la asamblea”, lo que equivale a ser moderadora de los debates, en la reunión que se inicia mañana.

En la lista de participantes están el secretario general de la Organización de Estados Americanos (OEA), Luis Almagro; el presidente del Banco Interamericano de Desarrollo (BID), Luis Alberto Moreno, y los expresidentes Luis Alberto Lacalle (Uruguay), Sebastián Piñera (Chile), Jorge Quiroga (Bolivia) y Álvaro Uribe (Colombia).

También aparecen el fundador del partido CREO de Ecuador, Guillermo Lasso, y el procurador general de Colombia, Alejandro Ordóñez, entre otros.

Altos ejecutivos de compañías como Cisco, Airbus, AES, Related Group o el Grupo Argos coincidirán con Lilian Tintori y María Corina Machado, opositoras venezolanas, el exprimer ministro haitiano Laurent S. Lamothe, el exministro de Comercio Internacional de Canadá Stockwell Day y el secretario de Transformación Productiva de Argentina, Lucio Castro.

Concordia espera que este foro sirva de precursor e incubador de ideas y de generador de alianzas de cara a su reunión del próximo septiembre en Nueva York.

En respuesta a una pregunta de Efe Swift admitió que la lista de participantes puede percibirse desde Latinoamérica como un poco inclinada hacia la derecha, pero subrayó que eso no significa que Concordia tenga esa tendencia política ni ninguna otra.

Simplemente, dice, los conservadores son más proclives que los izquierdistas a participar en un evento que persigue generar alianzas público-privadas.

Las discusiones en el foro están abiertas no solo a los ponentes y Swift espera mucho de la sesión dedicada al “camino cuesta arriba” que le espera a Venezuela para recuperarse de la crisis económica y humanitaria actual.

El periodista Andrés Oppenheimer y el economista José Toro Hardy, exdirector de Petróleos de Venezuela (PDVSA) hablarán de la crisis venezolana con Almagro, Aznar, Machado y Tintori el viernes, justo antes de la clausura del foro.

Las elecciones presidenciales de octubre en Estados Unidos y lo que sus resultados pueden significar en el ámbito de las relaciones internacionales, especialmente en el continente americano, van a tener un lugar destacado en los debates.

“El mundo está cautivado por lo que está sucediendo en la campaña”, dice Swift, quien opina que los precandidatos Donald Trump, del Partido Republicano, y Bernie Sanders, del Demócrata, ambos ajenos a la política tradicional en EEUU, han sabido “prestar atención al votante” que reclama cambios en la política y respuestas a sus problemas cotidianos.

“No existe un problema único que nos afecte a todos. Hay muchos. Pero si los jefes de estado, directores ejecutivos y organizaciones sin fines de lucro los analizan en conjunto, podemos recabar recursos para vencer cualquier desafío global que enfrente el mundo de hoy”, sostiene Swift en un comunicado de presentación de la reunión.



Asimismo, el expresidente uruguayo, Luis Alberto Lacalle, calificó la suspensión de la presidenta Dilma Rousseff, como un proceso en el que ha triunfado la “separación de los poderes”.

A juicio de Lacalle, el poder judicial brasileño demostró “independencia” frente al poder ejecutivo y, sostuvo, el hecho que vincula a Rousseff es coyuntural y distinto a la caída de Kirchner, en Argentina, y a la situación que se registra en Venezuela.

Enfatizó el exmandatario que en Brasil se ha mostrado respeto por la Constitución y la rama judicial ha hecho cumplir su Carta Magna, por encima del que llamó “el poder económico” en ese país suramericano.

-resumenlatinoamericano

No hay comentarios

DEJA UN COMENTARIO