Venezuela y el inmenso lodazal lanzado y abonado por el “social"-(neo)liberalismo español

Brevemente. La (esperada) abyección no merece mucha atención ni siquiera una crítica detallada.
“ El chavismo pierde, ¿qué pasará ahora en Venezuela?” es el título de un artículo reciente del imprescindible periodista crítico Pascual Serrano publicado en Zona Crítica. Recojo una de sus reflexiones centrales. Ha dado en el clavo:

“Por fin no ha habido fraude en Venezuela. El fraude electoral se ha producido en las elecciones de los últimos 16 años cuando ganaba el chavismo. Estas son las primeras elecciones que gana la derecha y, por tanto, sin fraude. Es la diferencia entre democracia y dictadura. Cuando gana la derecha es democracia y si no, es dictadura. La derecha que ha ganado es la misma que hasta ahora no reconocía las anteriores victorias del movimiento bolivariano. Por eso hasta este domingo los grandes medios y portavoces neoliberales -venezolanos, españoles y del resto del mundo- denunciaban que iba a haber un fraude. Han ganado, ya no hacen falta nuevos recuentos y ya no echan de menos a los observadores internacionales… Según PP, Ciudadanos y PSOE en Venezuela ha ganado la libertad. Hasta ahora no ganaba la libertad porque no ganaba la derecha”.

Del PP y Ciudadanos poco podemos esperar en estos y en tantos otros asuntos. Más de lo mismo, la derecha es la derecha y sus planes sistemáticos de desestabilización. Sabemos bien al servicio de quienes están. Pero del PSOE, de un partido de larga historia que se dice socialista y obrero no habría que esperar… Nada, nada tampoco.

No sólo han sido los viajes a Venezuela de don Máscara Felipe ex Gas Natural, uno de los peores enemigos de las clases trabajadoras hispánicas, para defender “presos políticos” de una muy terrible dictadura que permitía que la oposición progolpista se manifestara al son y compás de los planes usamericanos y de la patronal más insaciable y antidemocrática. No, no ha sido sólo eso.

Escuchar, ver, al candidato a la presidencia del gobierno español por las filas de ese partido, don Pedro Sánchez, en el debate televisivo amañado de la noche del lunes 7 de noviembre, escuchar, decía, sus insultantes y desinformadas palabras contra la revolución bolivariana, es muestra del grado de degradación política al que ha llegado el partido que fundara entre otros Pablo Iglesias, el tipógrafo. La ignominia, la derechización más absoluta y la mentira en lugares destacados; los intereses de PRISA y tramas corporativas afines en el puesto de mando. Todo vale: la deformación, la manipulación, la mentira mil veces repetida, el desprecio, el insulto, el decir (servil) del Amo, la inversión de la realidad. Vale todo. ¡Que les den!

Por si hubiera dudas, miren lo que afirmó el pasado martes 8 de diciembre, el abuelo cebolleta, el ex de Gas Natural, la más que probable XYZ de los GAL:

“No os fiéis de nadie que cobre por asesorar a un gobierno como el de Venezuela… Los que hablan aquí de puertas giratorias se han olvidado de Venezuela y de lo que cobraban por asesorar a ese Gobierno ¡Nos quieren dar lecciones de principios los que han asesorado a gobiernos como el de Venezuela que han llevado a su país al desastre!”.

¿Han vomitado? Tienen motivos para ello. Un individuo así, de esta gran bajura poliética, amigo íntimo de uno de los políticos más nefastos de América Latina, Carlos Andrés Pérez, fue, durante años, la esperanza blanca-amarilla de la izquierda española. ¡Para morirse de risa, de asquillo… y de horror!

Fuente: -rebelión.org

No hay comentarios

DEJA UN COMENTARIO